martes, 4 de agosto de 2009

SATÔ MASAAKI



Biodatos >> Nacido el 15 de setiembre de 1939 en la ciudad de Osaka. Tras trabajar en una imprenta, debuta en 1955 para la Marubun, donde pronto se especializará en el género de la yakuza y se convierte en uno de los pioneros del “gekiga”. En 1959 organiza un fallido estudio-taller con Saitô Taka(w)o y Tatsumi Yoshihiro, entre otros. En 1972 obtiene un enorme éxito con la serie “Star of David” (llevada al cine con el título de “Star of David: Beautiful Girl Hunter” en 1979) y con ella pronto introducirá elementos eróticos en sus historias, convirtiéndose en uno de los mayores especialistas. También en 1972 realiza otra de sus más famosas creaciones, “Kageo/Kageotoko” (“Shadow Man” ). En 1975 otra de sus series, “Young Nobility” (escrita por Kajiwara Ikki), es llevada al cine con el título de “Young Nobility: 13 Stairs of Maki”. Para los años 80 diversifica su producción, crea su propio estudio y colabora para revistas juveniles y femeninas desde mediados de la década. Otros trabajos: “Ambition of Man”, “Stone”, “30 Years of My Story in Comic”, “The Will”, etc. Fallecido el 11 de marzo de 2004.

''NIHON SENJO MUSHOKU - KAGEO'' IdeaIdeaIdea
(''Shadow - Japanese Handgun Without Inn'')
日本拳銃無宿影男
por Satô Masaaki.
serializada en el Play Comic (Akita Shoten). [1972/03/25]
género: intriga.

Tcc. “Kage Otoko”. Una de las series más famosas de Satô y su staff, protagonizada por un solitario yakuza lleno de obsesiones, que intenta huir de su pasado ocultándose en un aislado pueblo costero hasta donde le siguen unos matones con la intención de ajustar cuentas. Allí conocerá a una misteriosa joven. Más contemplativa que violenta (de hecho las escenas de acción son más bien torponas), tiene una cierta gracia si olvidamos los largos momentos de aburrimiento. Las atmósferas sórdidas y sombrías (escenas al anochecer, amenazas de tormenta...) son su mejor baza. Sus irrisorios clichés su peor baza.

"DABIDE NO HOSHI"  IdeaIdeaIdea 
("Star of David")
堕靡泥の星
por Satô Masaaki & Satô Production.
serializada en el Manga Tengoku (Geibunsha). [1972/02/11][1974/05/09]
género: intriga erótica.
La serie más famosa del equipo, y no sin razón, pues es de lo mejorcito que hizo en esta época. Por supuesto, sigue habiendo en el dibujo la mala integración de los miembros del equipo, en el que grandes artistas se dan de tortas con otros muy verdes, pero a pesar de todo se ha conseguido un mejor resultado gracias a una ambientación más cuidada y a un tratamiento más cinematográfico que casi consigue hacernos olvidar estos fallos. Tampoco el argumento es el típico del autor. Su protagonista es el joven Tatsuya, un joven testigo de los malos tratos de un padre autoritario y mujeriego, que provocó el suicidio de su madre, y que le deja en herencia una suntuosa mansión de estilo occidental desde donde se dedica a sus aficiones, y que son... la violación y la tortura de mujeres. Pero nuestro amigo Tatsuya es un sibarita, amante del sadismo moderno, muy influenciado por las tropelías cometidas por los nazis en los campos de exterminio (de ahí el título de la serie) aunque, por supuesto, también enemigo de facciones militarizadas que se dedican a hacer en masa lo mismo que hace él en menor escala. Es la típica hipocresía de este tipo de productos, donde se censura lo que en el fondo se desea ver.   
En 1979 Suzuki Norifumi dirigió la versión cinematográfica, protagonizada por Domon Shun. Entre 1989 y 1991 se rodó una serie de videoanimación basada en el manga, dirigida por Shimatani Yôichirô y Tomaru Tetsuya. 

"KENJÛ TAI KENJÛ" IdeaIdea
("Pistol Vs. Pistol")
拳銃対拳銃
por Satô Masaaki.
serializada en el Shûkan Manga Goraku (Nippon-Bungeisha). [1973/01/25]
género: yakuza.
Insuficiente serie sobre las luchas de dos facciones hamponas rivales que pretenden tomar el control absoluto de la ciudad. La estructura argumental me recuerda a estas películas mafiosas estadounidenses de la época como "El Don ha muerto", en la que la espiral de violencia va en orden crescendo hasta rozar la campaña bélica. Pero, al mismo tiempo, la trama roza la banalidad absoluta entre acción y reacción y vuelta a empezar. Lo demás es un cúmulo de clichés donde no falta el personaje del astuto ambicioso, tocado con el típico sombrero cordobés de paja, con ideas luminosas para diezmar al enemigo, que va tomando el control de la situación. Como es habitual en el nutrido staff de Satô, el ejército de asistentes (entre los que se encuentra en esta ocasión la futura baza del semanario Kawasaki Mieko) se encarga de realzar los planos y desangelados diseños típicos del jefe con unos brillantes escenarios y diseños mecánicos que dotan a la serie de una notable atmósfera "noir", salvando la historia del aburrimiento desde el primer momento. A pesar de todo no se encuentra entre lo más destacado del autor.

No hay comentarios:

Publicar un comentario